Loading...

Carmena admite que se confundió al fundar Más Madrid



La exigua victoria electoral de Más Madrid, que al calor del pacto de las derechas se convirtió en una derrota política, ha suscitado un sinfín de lecturas en la formación liderada por Íñigo Errejón. Aunque faltaba la de una de las principales afectadas por el nacimiento de la marca. La de Manuela Carmena. La exalcaldesa ha mantenido su silencio hasta hoy que ha reconocido sin tapujos que fue un error: “Creo que me equivoqué, la verdad”, ha confesado Carmena al ser preguntada por su decisión de
fundar Más Madrid
para las elecciones de mayo de 2019.

La confesión de la exjueza se ha producido tras ser preguntada por Antonio Miguel Carmona, quien fuera candidato del PSOE a la alcaldía y con quien suscribió el pacto de gobierno de 2015, en un programa de Radio Inter. Carmena ha justificado su paso errado en la necesidad que, meses antes de los comicios, le surgió por controlar la lista con la que concurriría a la reelección como regidora.






“A mí me parecía imprescindible que hubiera una plataforma y que no tuviéramos una candidatura que fuera una especie de álbum de cromos de muchos partidos, sobre todo porque yo había vivido una candidatura en la que el alcalde no había podido diseñar a las personas que me iban a acompañar en el gobierno”, ha señalado, en referencia a las destituciones de los ediles de la confluencia de Ganemos Carlos Sánchez Mato -Economía- y Celia Mayer -Cultura- durante su primer mandato.

Ceses a los que hay que sumar la complicada relación mantenida Montserrán Galcerán y Rommy Arce, concejalas de Moncloa y Tetuán y Arganzuela y Usera, respectivamente.

La suma de fuerzas tras la salida de Ahora Madrid llevó a Carmena a vencer las elecciones de mayo pero con una ventaja insuficiente para retener la Alcaldía de forma que la suma de PP, Cs y Vox acabó desalojándola del palacio de Cibeles.

Oficializada la derrota política, las diferencias entre las dos almas del partido -carmenistas y errejonistas- fueron incrementándose en el Ayuntamiento -y en un grado menor en la Asamblea regional- para ostentar el control del grupo municipal de Más Madrid. Una pugna que trató de minimizarse con la creación de dos portavocías; una orgánica que corresponde a Marta Higueras y otra mediática y de relaciones con el exterior para Rita Maestre. Lo que también significa dos maneras diferentes de encarar el futuro de la formación que hoy en día están más distantes que nunca como demuestran las declaraciones de Carmena.






Carmena ha justificado su paso errado en la necesidad que, meses antes de los comicios, le surgió por controlar la lista con la que concurriría a la reelección como regidora














fuente

Loading...