La estación de Metro de Sol cierra con motivo de las campanadas

;



La etapa de Medida y Cercanías de Sol
cerrará este martes desde las 21.00 horas hasta pasada la medianoche para asegurar la seguridad durante la celebración de las campanadas en un eficaz que incluye una ligera reducción de su extensión con respecto a otros primaveras.

El suspensión de la etapa de Sol se enmarca en el eficaz de seguridad y movilidad previsto para las fiestas de fin de año en el centro, en el que trabajarán 600 efectivos de la Policía Franquista de unidades como Subsuelo, Guías Caninos o especialistas en terrorismo, según ha detallado hoy el patriarca del dispositivo de Policía Franquista, Francisco Alcalá.









Estos agentes trabajarán inmediato a 872 efectivos del Consistorio de Madrid entre policías municipales, agentes de movilidad, personal váter y de honradez.

En este caso el extensión de la plaza se ha escaso “levemente” con respecto a ocasiones anteriores por la instalación de los andamios para la proyección de un video en la apariencia de la Verdadero Casa de Correos, ha concretado a los medios el intendente de la Policía Municipal Francisco Javier Cristóbal Sanz.

La portavoz del Consistorio de Madrid, Inmaculada Sanz, ha detallado, en la rueda de prensa posterior a la Reunión de Gobierno municipal, que el nuevo extensión será de unas 19.000 personas, aproximadamente de mil menos sobre el año preparatorio, aunque la número aún no está cerrada por completo.

El dispositivo de seguridad será “similar al de otros primaveras” y dependiendo del “nivel de saturación de la plaza” se cerrarán los accesos a la misma cuando consideren que el extensión es excesivo, ha detallado Alcalá.

El mando policial ha recordado a los asistentes que habrá “filtros y prefiltros” en los accesos y ha hecho hincapié en que los ciudadanos no lleven artículos pirotécnicos ya que pueden ocasionar peligros. La Plaza del Sol tendrá dos vías de defecación, que será la calle Carmen y Preciados.

Entre las recomendaciones de Policía Franquista para estos eventos festivos se pide a los asistentes que lleven identificación y no porten objetos de valía.









Una de las novedades de este año la aporta la Policía Municipal, cuyos efectivos utilizarán guantes detectores de metales que facilitarán los cacheos y evitarán la entrada a la zona de armas blancas. “Es un sistema pionero y los 150 guantes están repartidos”, ha añadido el intendente.

Por su parte, Esteban Garci Martín de Samur-Protección Civil ha detallado que en primaveras anteriores no han tenido “atenciones graves” y ha subrayado que las asistencias más comunes han sido producidas por “caídas o demasiada ingesta de licor o comida”.

Hoy habrá en la Puerta del Sol y sus calles aledañas un total de 200 agentes de la Policía Municipal, 100 agentes de movilidad, 46 efectivos de Samur-Protección Civil, 11 profesionales de atención sanitaria, 35 voluntarios distribuidos en los diferentes accesos que controlarán el extensión y 79 personas del Servicio de Ablución y Residuos y del Servicio de Ablución Urgente (SELUR).

Para mañana, día 31, el dispositivo será el mismo, con la única diferencia de que los efectivos de honradez serán 101 en emplazamiento de 79 con el objetivo de que la Puerta del Sol y su entorno recobren su aspecto habitual para el día 1 de enero.

Como en primaveras anteriores, se establecerán controles de ataque a la Puerta del Sol mediante filtros peatonales para asegurar la seguridad y la movilidad ciudadana.























fuente