Madrid recortará las autorizaciones a los músicos callejeros del centro

Madrid recortará las autorizaciones a los músicos callejeros del centro

;


La música callejera puede interpretarse desde dos perspectivas opuestas: como forma de entretenimiento o como suplicio. Depende, principalmente, de la obligación a escuchar, del volumen y del tiempo de exposición al que un transeúnte se vea sometido.

Ni el debate ni la problemática surgida a tenor de la música en la calle son nuevos. Siempre ha habido guitarristas, cantantes y hasta violonchelistas tocando en la vía pública y siempre ha habido gente molesta por tener que escucharlo a todas horas. Por eso Madrid se dividió en zonas en función del ruido permitido, pero parece que seccionar el mapa y asignar un máximo de decibelios a cada zona no ha rebajado la tensión en los barrios céntricos.

En los últimos seis meses de 2019, la policía ha registrado 300 denuncias de vecinos hartos de escuchar las mismas canciones todo el día y sin restricciones sonoras (algunos músicos incumplen la normativa y recurren a amplificadores o altavoces no permitidos por el Ayuntamiento), según informa el diario El Mundo.

musica callejera madrid

Este aluvión de quejas ha motivado que el Gobierno local se plantee reducir las autorizaciones de manera «importante y significativa» en el distrito centro, explica este periódico. Ahora mismo hay unos 900 permisos concedidos para actuar en la calle.

Todavía no se sabe en qué medida se recortarán las autorizaciones, pero sí que todos los músicos que quieran tocar en la calle tendrán que participar en un sorteo para optar a una licencia. 

En el gremio hay profesionales que defienden el respeto a la normativa municipal para proteger la música en la calle, como Moe el Tubero, un artista alicantino conocido por tocar «los tubos» en las inmediaciones de la Puerta del Sol al que entrevistamos en el siguiente vídeo.





Source link

Share