No habrá presupuestos sin veto parental

;



La pelea por el ’veto
parental’ no ha acabado en Madrid. La portavoz de Vox en la Asamblea, Rocío Monasterio, ha recalcado este viernes que la aplicación de la última propuesta educativa de su partido será un requisito para que apoye las cuentas regionales, y ha declarado: “Por supuesto que no hay presupuestos sin ‘veto parental'”.

Monasterio, que ha acudido al ‘Día de Madrid’ en la Feria Internacional de Turismo de Madrid (Fitur), ha subrayado que el ‘veto parental’ “es fundamental”, y ha instado a la presidenta autonómica, Isabel Díaz Ayuso (PP), y a su vicepresidente, Ignacio Aguado (Cs), a “elegir de qué lado quieren estar”.









“Yo creo que Ayuso y Aguado, que dicen que defienden la libertad, no van a querer estar del lado de la señora (ministra de Educación, Isabel) Celáa”, ha indicado la portavoz, quien ha insistido en que Vox también exigirá una “bajada de impuestos” y la “reducción del gasto político ineficaz”.

En este sentido, ha señalado que, si el Gobierno autonómico no reduce su estructura de consejerías y altos cargos, no podrá “criticar” al presidente nacional, Pedro Sánchez, por hacer lo propio en la Moncloa.


Portazo de PP y Cs





La amenaza de Vox no es nueva, pero sí suena más firme que en los días previos y se debe al portazo ‘brindado’ por PP y Cs. “No está en el acuerdo de investidura con el que se creó este Gobierno. Nosotros vamos a cumplir lo que hemos acordado. Los problemas de la educación no están en eso. No están por aquí”, subrayó el miércoles la presidenta Ayuso.

La dirigente madrileña también aprovechó una alocución en la Real Casa de Correos para mandar un mensaje de “tranquilidad” a los ciudadanos asegurando que “los profesores no se levantan pensando cómo van a adoctrinar a los alumnos” ni se están dando talleres a alumnos cuyos padres no quieren que esto se lleve a cabo. De hecho, ha asegurado que en la autonomía no se ha presentado “ni una sola denuncia” formal por esta cuestión.











La dirigente madrileña ha defendido con insistencia la libertad de las familias a decidir y, en este sentido, ha recordado que lo que sí se firmó en el acuerdo de investidura es que los padres puedan conocer al principio del curso, antes de elegir matrícula, todas aquellas actividades extracurriculares previstas en los centros. Para la jefa del Ejecutivo autonómico, este debate “estéril” e “inexistente” lo ha creado la ministra de Educación, Isabel Celáa, con sus declaraciones sobre que “los hijos no son propiedad de los padres”. “La política tiene que estar fuera de las aulas”, ha remarcado a continuación.

Al portazo del PP se une el de Ciudadanos quien, por boca de su portavoz regional, y vicepresidente de la Comunidad, Ignacio Aguado, ha negado la mayor asegurando que la polémica es “ficticia” y no existe -al menos en la región madrileña-. Es “una cortina de humo” para no hablar de otros temas; Si quieren hablar de cambios normativos para favorecer la transparencia y libertad de los padres, hablemos, con una ley o cambio normativo. Pero si quiere ponerlos como condición para aprobar los Presupuestos, yo les pondré como condición hablar de Presupuestos y de inversiones, de cómo invertimos el dinero en programas específicos”, ha indicado.










En Madrid no se ha presentado “ni una sola denuncia” formal por esta cuestión



















fuente