Loading...

Nochevieja en la Puerta del Sol: así nos comemos las uvas y las preuvas


Como cada Navidad, la Puerta del Sol de Madrid se prepara para la Nochevieja. Ser el oficio más mítico de la ciudad para despedir el año y dar la bienvenida al ulterior no es ninguna tontería, por lo que cualquier previsión es necesaria. Y en la renta no solo nos comemos las uvas, sino que incluso lo ensayamos antaño.

Todos los primaveras los madrileños se congregan en Sol con el cotillón en la mano y la peluca fosforita en la capital con un día de delantera. A esta celebración adelantada la llamamos las Preuvas de Madrid y se consideran un ritual más para despedir el año que se va, sobre todo para aquellos que no pueden (o no quieren) acercarse el mismo día 31 a hacerlo.

En otras ocasiones ha habido hasta tres ensayos a lo dispendioso del día, pero en 2019 las Preuvas se celebran a las 0:00, exactamente 24 horas antaño de que las últimas campanadas anuncien el estreno de 2020 en el calendario. La plaza se vaciará a las 22:00 h para dar cabida a la fiesta anticipada (y el día 31 a las 21:30 h), ¡así que ni susurrar de demorar tarde!

La Puerta de Sol está atestada durante las uvas, pero incluso durante las pruebas del 30 de diciembre. Unas 20.000 personas practican el momento de las Campanadas en el centro de Madrid: tal es el éxito de convocatoria que algunos primaveras han tenido que acotar el superficie y dejar a clan fuera. Quien desee un círculo más relajado y con más centímetros cuadrados por persona puede irse a las Campanadas alternativas de Malasaña.

Foto: Shutterstock





Source link

Loading...